lunes, octubre 09, 2006

Gran mudanza gran

LLegamos al post 200 de Dame Pelota y nada mejor que celebrarlo con una refrescada de página (mudanza de server incluída). De ahora en más, para seguir leyendo los posts de Dame Pelota, deberán hacer clic aquí. Muchas gracias a la gente de Blogger y espero que les guste el nuevo diseño. Pablo Lisotto

sábado, octubre 07, 2006

Coleccioná las figuritas!

A partir de hoy, Dame Pelota lanza una colección de figuritas relacionadas con el deporte. La serie de las clásicas "redondas", comienza con una de fútbol que es muy fácil de conseguir (de hecho es una figurita que sale seguido): Ruggeri perdedor. No te pierdas la próxima!

Que no empaten...

Los últimos dos superclásicos fueron bastante aburridos, más allá de que el 1 a 1 en la Bombonera fue más emotivo (con el gol agónico de penal marcado por Palermo) y más violento (la terrible patada de Krupoviesa a Montenegro) que el asqueroso 0 a 0 que se dio en el Monumental, la tarde que se rumoreó que Basile y Merlo arreglaron el empate. La cuestión es que el Boca supercampeón de Basile no le pudo ganar a River... Lo más importante es que jueguen al fútbol, que se brinden por el espetáculo, que no lloren, que no hagan tiempo y que gane el mejor. ¿Es mucho pedir? Yo creo que si, y espero que me tapen la boca...

viernes, octubre 06, 2006

¿Pasión o idiotez?

No recuerdo como fue que llegó esta página web a mi mail, pero sí recuerdo que me sorprendió. Aún no me queda claro si es amor a la camiseta, pasión, fundamentalismo, idiotez o carencia de masa encefálica. Por eso, necesito con suma urgencia sus opiniones, porque la verdad que tatuarse la camiseta de Boca en la piel (más precisamente la del Melli Guillermo) suena a, al menos, descabellado. Antes de postear esto le pregunté a dos personas qué pensaban sobre este muchacho y las respuestas fueron muy diferentes. A: "Es un fenómeno" B: "Es un enfermo hijo de puta" Encima el flaco confiesa que estuvo tres días sin dormir por el dolor de las agujas...

miércoles, octubre 04, 2006

Que te mejores

Burrito: Al igual que casi todos mis colegas, poco me importa dar a conocer el motivo por el cual pediste esta licencia. Simplemente deseo que te mejores. Por tu salud, por tu bien y por tu familia. Los amantes del buen fútbol (más allá de cualquier camiseta) y los que nos rompimos las palmas celebrando cada enganche tuyo (como dijo el Negro Fontanarrosa, tenés la cintura de los muñequitos de He-Man), esperamos que, cuando te mejores, vuelvas a ser feliz adentro de un campo de juego. Te esperamos.

martes, octubre 03, 2006

Dígale sí a la violencia

  • Que sigan los piedrazos a los arqueros visitantes cuando ocupan los arcos.
  • Que la Policía arme un operativo circense y corra a los que no hacen nada mientras los barrabravas siguen haciendo de las suyas (total, mientras paguen un "abono" vale todo).
  • Que la Policía montada les tire los caballos encima a los grupos familiares que, pese a todo, sigue yendo a la cancha.
  • Que la Policía siga yendo a la cancha a ver fútbol y a hacer siempre mal los operativos, a pesar de la fortuna que le cobran a los clubes (en comparación con el servicio que brindan).
  • Que los presidentes de los clubes sigan yendo al vestuario del árbitro a amenazarlo en el entretiempo.
  • Que los árbitros se sigan yendo de los estadios en patrulleros, como si fueran delincuentes, mientras las barras bravas hacen de las suyas.
  • Que los jueces de línea sigan arriesgando sus vidas cada fin de semana, dándole la espalda a cobardes que, además de insultarlos, le arrojan todo tipo de proyectiles.
  • Que partidos que en cualquier parte del mundo deberían ser suspendidos acá sigan.
  • Que 10 tarados decidan cuándo se termina un partido, subiéndose a alambrados o tirando bombas de estruendo o lo que sea, y arruinándole la salida al resto de los que fueron a la cancha.
  • Que los jugadores visitantes sigan acercándose a tirar el corner en medio de una lluvia de escupitajos.
  • Que los expulsados visitantes se sigan retirando del campo de juego cubiertos por escudos policiales.
  • Que el cuerpo técnico y los suplentes del equipo visitante bajen la cabeza y reciban esa lluvia de proyectiles y escupitajos que les arrojan cuando se acercan al banco de suplentes, y mejor aún cuando eso lo hacen los plateístas que más pagan por sus ubicaciones.
  • Que la mayoría de los periodistas argentinos (justamente aquellos que tienen el poder suficiente como para investigar hasta el fondo) se hagan los distraídos y no se metan en ciertas sospechas (como por ejemplo los rumores de corrupción que rodea a la FIFA, el aparente manejo dictatorial y padrinesco de la AFA, la supuesta compra de votos de Julio Grondona a cambio de viajes gratis al Mundial, etc.), a fin de evitar quedar afuera del sistema y correr el riesgo de que no los acrediten más, permitiendo que la pasión pise descaradamente a la profesión.
  • Que algunos medios lucren con la vida útil de los técnicos, que a los tres partidos que no ganan no sirven más y ya "peligra su continuidad" o está "en la cuerda floja".
  • Que todos los dirigentes del fútbol argentino convivan con las barrabravas, les paguen micros, le den entradas y que les paguen un sueldo, mientras los pobres hinchas en serio sigan pagando la entrada como corresponde.
  • Que algunos barrabravas manejen la seguridad del estadio cuando en el mismo hay recitales.
  • Que los autos de los jugadores vuelvan a aparecer en el estacionamiento del club con las ruedas todas tajeadas tras una derrota del equipo.
  • Que los integrantes de los planteles del fútbol argentino sigan declarando que "no conocen" a estos vándalos.
  • Que los barrabravas sean miembros del jet set, y que repartan juguetes en los hospitales ante las cámaras, como si fueran gente de bien.
  • Que los barrabravas sigan siendo premiados con viajes gratuitos a los próximos mundiales, y con talonarios de entradas oficiales que dirigentes de la AFA les repartirían para revender a cambio de, claro está, un porcentaje de esas ventas.
  • Que los puteados por la gente sean el Juez Bergés, el Juez Perrota, Javier Castrilli y todos aquellos que intentan hacer algo por frenar todo esto.
  • Que la AFA siga ejercitando la cultura del Siga Siga.
  • Que todo esto se convierta, día a día, en algo normal y lógico que forma parte del fútbol argentino.

Victor Hugo, brillante

Lo del relator uruguayo en el diario Perfil es sinceramente espectacular. Por suerte, ahora que el medio de Fontevecchia tiene página web, puedo compartirlo con todos ustedes. Aquí va:

Polémica por la quita de puntos a Gimnasia
De a uno, que así no se puede
Las sanciones por las supuestas amenazas del presidente del club Muñoz al árbitro Giménez y el posible beneficio que conseguiría Boca se convirtieron en una verdadera novela de enredos y cruces de denuncias, que describe a la perfección a la sociedad argentina.

El hombre llega de Suiza y encuentra una rebelión en la granja. Allá todo es fácil, sencillo. Los profesionales le ponen por delante unos papeles y los firma. Una cenita con Joshep, un cheque de viáticos, vueltitos que siempre suman, algún que otro regalo. Lo de siempre. Una beca para toda la vida. Aquí se encuentra con que a uno del Tribunal de Disciplina le dio un ataque de dignidad y llamó a La Nación para anunciar que con Gimnasia habrá quita de puntos. “Salvo que haya presión de arriba”, aclara (y el honor se le escapa por el tubo). Pero hay cosas peores aún...Boca le pide esos puntos. Encontró un artículo, parece. Los otros dirigentes lo llaman con un grito. “¿No habíamos quedado en que eso se terminaba?” Muñoz que le dice: “A mí lo que quieras, me río de esas pavadas. Pero con los puntos no jodamos”. El Comité espera el fallo del tribunal, que espera las instrucciones de los dirigentes del Comité. Y todos aguardan lo que el presidente diga. Parece El Barbero de Sevilla. Julio de acá, Julio de allá, Figaro cui, Figaro lá, Figaro, Figaro... uno a la volta, per caritá. ¡De a uno, che, que así no se puede! Como un marinero al que el mar limpia de las miserias de la tierra, cada anclaje en Buenos Aires sabe a una ilusión que se termina con la prontitud de los atardeceres. Viene a beber un poco de gloria y de inmediato extraña ese océano que, para él, es Suiza, el secreto mejor guardado del mundo. Ahora, los integrantes del tribunal le acercan otra solución: le dicen que no quitan puntos, pero que le dan el partido perdido a Gimnasia. “Ah, sí, y se lo regalás a Boca, que va perdiendo”. Que no, que el partido sigue, le dicen. “¿Y qué clase de partido es ése jugado por un cuadro que ya perdió? ¿Qué están tomando ustedes?”. Pero, Julio, ¿no puede usted decirle a la gente que todo se termina con un tirón de orejas a Muñoz? “Sí, puedo, quedate tranquilo.Vos no pensés y hacé lo tuyo.” Sonríe amargamente. Se ve a sí mismo, por un instante, diciéndole a Aguilar y a Comparada que le darán los puntos a Boca. Se queda con la mirada perdida hasta que hace foco nuevamente con una pregunta. ¿Quién del tribunal llamó a La Nación? El Tibunal. Hay gente importante allí. El Dr. Ballesteros, por mencionar a uno. Es el mismo juez de la Nación que acaba de procesar a De la Rúa y a Cavallo por el megacanje. ¿Qué hace semejante hombre discutiendo por los tres puntos de Gimnasia, al mismo tiempo que procesa a un ex presidente? Extraordinaria seducción la del fútbol, que atrae a un gran jurista para integrar un órgano dispuesto a hacer justicia, “si no hay presión de arriba...” El garganta profunda que llamó a la redacción dijo que menos Larrosa, que representa a Gimnasia, todos tenían el voto a favor de la quita de puntos. Que no estaban de acuerdo solamente en determinar si eran tres o nueve. “Esperá a que yo vuelva”, le dijo el presidente al atribulado Muñoz. “Vos, fumá”, y colgó. Era la medianoche en Suiza. Pensó, con razón, que no hay derecho. Uno no se puede tomar un descanso. Faltás diez días y te arman un desastre. No sabía por entonces que Boca se presentaría con un artículo del reglamento según el cual, gana el partido. Y que ministros y periodistas pedirían la pérdida de puntos como castigo a la violencia. La Justicia viene de rastrón. El tribunal, como un arquero, estira los brazos para atraparla, justo cuando un pie se anticipa y los deja pagando. Sólo pudo patearla para adelante. En su túnica romana, Julius Augustus proclama cuál es el único derecho posible. En realidad, cree que se cubre con esa tela. Hasta que el tribunal, los clubes, los periodistas, se animen a decirle la verdad y pueda, por fin, vivir el exilio dorado que lo aguarda en Suiza.

Víctor Hugo Morales, 1º de octubre de 2006

lunes, octubre 02, 2006

Postales de la 9º fecha

  • El partidazo que jugaron Boca y Vélez en la Bombonera. Goles, emociones, resultado incierto hasta el final y, lo más importante, poco juego sucio.
  • La mentalidad ganadora de Boca, que levanta partidos que parecen irremontables.
  • El partido que ganó Boca. Tal vez, fundamental para la lucha por el título.
  • El resultado mentiroso de Boca-Vélez. Si no fuera por Sessa, podría haber terminado 5 a 2. Y si no fuera por que Pellegrino desvió su cabezazo sobre el final, hubiera sido 3 a 3.
  • La actuación de Morel Rodríguez. El paraguayo está en su mejor momento desde que llegó a Boca. Él fue el gran responsable del transitorio 2 a 2.
  • El desahogo de Fernando Gago. Hacía rato que se merecía gritar su primer gol en Primera.
  • La estupidez de algunos plateístas de Boca, insultando a un plantel que ganó todo y a un técnico que asumió hace 15 días. ¿A dónde estaban al final del partido? No se los vio…
  • La (otra vez y van…) desconcentración de River en el final del partido. Ante Belgrano perdió otros dos puntos de oro.
  • La bronca de Passarella. El equipo crea situaciones pero no cierra los partidos y, encima, le embocan el tiro del final. Algo que sólo los jugadores pueden solucionar.
  • El golazo del Rolfi Montenegro, para treparse a la cima de la tabla de goleadores y darle tranquilidad a los hinchas del Rojo ante Gimnasia.
  • La ilusión de Independiente que, con una actuación soberbia, vuelve a meterse en la pelea.
  • La actitud “visionaria” de Mostaza Merlo. “Gracias” a su decisión de no poner a Sava por “cuestiones tácticas”, Racing perdió seis puntos fundamentales en la lucha por el título. ¡Siga así maestro!
  • El fútbol de Juan Sebastián Verón, jugando cuando hay que jugar y metiendo cuando hay que meter. Su juego de alto vuelo pide pista en el complejo de Ezeiza.
  • Una vez más, el fútbol mezquino, amarrete y sin ideas que Ruggeri intenta implementar en San Lorenzo. Así le van las cosas al Ciclón, que desde que lo agarró el Cabezón, su campaña parece un electrocardiograma.
  • El gol que no le cobraron a Colón sobre la hora, que hubiera determinado la victoria ante Newell´s. El cabezazo de Enría entró y él no estaba en off-side.
  • La maldita violencia, que dice “Presente” todos los fines de semana.
  • La falta de coraje del árbitro de Colón-Newell´s para suspender el partido. ¿Es necesario que se lastime un colega o un futbolista para que no se siga jugando?
  • La cultura cancerígena del “Siga siga” y del “Todo pasa” con el cual se maneja la AFA, presidida por Don Corleone, perdón, por Don Julio. ¿Para cuándo la sanción al presidente de Gimnasia (como corresponde), la quita del puntos para el Lobo (como corresponde y ahora, no en junio de 2007) y la reprogramación de los 45 minutos que faltan de Gimnasia-Boca (como corresponde, porque los partidos no se ganan en un escritorio)?
  • El agónico gol de Bustos Montoya, dándole a quilmas un punto mágico ante Argentinos.
  • El punto que sacó Godoy Cruz en Rosario ante Central. Si afinan un poco la puntería, los de Mendoza están en condiciones de salir de la zona de descenso directo porque juegan bien.